Están obligados a presentar declaración informativa y documentación comprobatoria de Precios de Transferencia, por el año gravable 2015, los contribuyentes del impuesto sobre la renta y complementario, que celebren operaciones con vinculados conforme lo establecen los artículos 260-1 y 260-2 del Estatuto Tributario, cuyo patrimonio bruto en el último día del año gravable sea igual o superior a 100.000 UVT ($2.827.900.000) o cuyos ingresos brutos del respectivo año sean iguales o superiores a 61.000 UVT ($1.725.019.000).

También están obligados los contribuyentes del impuesto sobre la renta y complementario residentes o domiciliados en Colombia, con patrimonio o ingresos inferiores a los montos señalados, que en el año gravable hubieran realizado operaciones con personas, sociedades, entidades o empresas ubicadas, residentes o domiciliadas en paraísos fiscales.